4x4

Test: Nissan Frontier CD LE 2.3 4×4 AT

La pickup nacional de Nissan se caracteriza por un buen confort de marcha en todos los terrenos, un equipamiento acorde en los modelos tope de gama y algunas modificaciones con respecto al modelo mexicano que se comercializaba el año pasado. Critica, características y precio en esta nota.

La historia de Nissan Argentina como terminal comenzó a pensarse hace varios años atrás. El desarrollo de una nueva generación de pickup y la alianza que la firma japonesa tiene con Renault hicieron que la automotriz nipona piense en nuestro país para su fabricación y exportación a los distintos mercados de Sudamérica.

Más en Minuto Motor: Mirá todos nuestros test en este link

Para eso se necesitó una fuerte inversión de Nissan en la Planta de Santa Isabel (Córdoba) donde se preparó la línea de producción para la salida de la Nissan Frontier y la construcción de la Renault Alaskan (se estima que llegará antes de fin de año) y la Mercedes-Benz Clase X (proyecto cancelado).

Nissan Frontier
El característico color de lanzamiento de la Nissan Frontier. Foto: Nissan

Todo este desarrollo y preparación para la nueva pickup nacional estuvo apuntalada por Nissan México y, por supuesto, por Nissan Japón.

Para saciar al público argentino, Nissan decidió, a fines de 2015, lanzar la Frontier al mercado argentino pero esta era importada desde la Planta de México. Este nuevo modelo, que estuvo a prueba en Minuto Motor, se empezó a comercializar el año pasado y tiene algunas diferencias (pocas) con el producto mexicano.

Más en Minuto Motor: Nissan Frontier vs. Toyota Hilux ¿con cuál me quedo?

Acá la prueba completa de una nueva pickup nacional. Diferencias, características, equipamiento y precios en esta nota:

Exterior

El diseño sigue siendo igual. Mi opinión es que la Nissan Frontier nació linda y sigue siendo linda. Por ahí no es lo más novedoso del mercado, pero muchas veces pasó que cuando quisieron renovar las nuevas generaciones de otras marcas no quedaron bastante bien.

Nissan Frontier
Esta es la opción tope de gama. Foto: Nissan

El estilo sigue la línea de los últimos modelos de la marca. La parte delantera es la que respeta la estética de los SUVs con esa amplia parrilla con el logo en el centro. Los detalles están terminados en cromado y en el portón trasero tiene una calco con los colores de la bandera nacional que dice “producida en Argentina”.

Lo importante de esta versión tope de gama es que la estética está más pensada para el uso lúdico que para el trabajo. Una muestra de ellos son las llantas de 18 pulgadas con sus neumáticos respectivos que no te van a ayudar mucho en el offroad. Para la ciudad y la noche… tiene una facha barbara.

Interior

La calidad de los materiales está al nivel del segmento. Los plásticos son todos duros y los detalles están bien terminados. No pidas el confort de un sedán porque es una pickup. Y les recuerdo por si alguno lo olvido… este tipo de modelos fueron desarrollados para el trabajo con la rusticidad que los caracteriza.

El confort está al nivel de lo que ofrece el segmento. Foto: Nissan

La posición de manejo es buena. Tiene regulaciones eléctricas y el volante también se puede regular en altura (falta la profundidad para que sea perfecta). Las plazas traseras son cómodas pero no sobresalen con respecto a sus competidores. Al igual que todas las pickups medianas, el espacio para tres adultos es reducido y después de unos kilómetros seguramente empiecen las quejas para pasarse a la butaca delantera. Cuenta con cinco apoyacabezas y cinturones inerciales para todas las plazas.

Más en Minuto Motor: Acá nuestra prueba sobre la Volskwagen Amarok

A diferencia del modelo mexicano, agrega un nuevo sistema multimedia con una pantalla de 8 pulgadas que suma cámara de visión trasera y 360° para ver todos los ángulos. Es bastante intuitivo al nivel de lo que ofrece la Amarok. Otra de las novedades en la versión tope de gama que probó Minuto Motor es la inclusión del techo solar eléctrico que le da un poco de glamour.

Motor y confort de marcha

La Nissan Frontier está equipada con un motor 2.3 L biturbo de cuatro cilindros que desarrolla unos 190 caballos de potencia y ofrece un torque máximo (450 Nm.) entre 1500 y 2500 rpm. Se puede asociar con una caja manual o una automática de siete marchas. Según informa la marca, alcanza los primeros 100 km/h en 12,5 segundos, mientras que la recuperación entre 80-120 km/h la realiza en 8,7 segundos.

El motor está preparado para una buena entrega de potencia en baja. Tiene un gran confort de marcha tanto en ciudad como en ruta y offroad. Para el transito citadino la única complicación es la dirección que es algo lenta y angulo de maniobra es bastante flojo. Varias veces tuve que realizar maniobras para estacionar y no es lo suficientemente dócil.

Más en Minuto Motor: Así son las versiones de entrada de gama de la Nissan Frontier

En ruta anda a la perfección. La caja de siete marchas hace que las revoluciones bajen para mejorar el confort. Un detalle es que a pesar de las rpm bajas, el motor es bastante ruidoso.

Nissan Frontier
La Nissan Frontier ahora se produce en Argentina. Foto: Nissan

Con respecto al modelo mexicano que se vendía hasta el año pasado, la Nissan Frontier mejoró en algunos aspectos para perfeccionar el confort de marcha. Se reforzó el chasis y las suspensiones fueron modificadas para adaptarse a los caminos de la región. Ofrece un sistema de suspensión único en su segmento. Un sistema multilink con eje rígido que, al contar con partes independientes, permiten una mejor reacción ante irregularidades en el camino. Esto se traduce en mayor confort y mejor experiencia de manejo, así como mayor estabilidad sin sacrificar la capacidad de carga.

Además, se trabajaron los ángulos de ataque, salida y ventral para ofrecer una mejor capacidad de maniobra y se mejoró la altura del vehículo para ofrecer mayor elevación. Sus ángulos son: entrada 30°; ventral 23° y salida 27°. Asimismo, el despeje en el diferencial central es de 22 cm.

Un nuevo sistema multimedia. Foto: Nissan

Después de más de 500 kilómetros en un semana y con un uso bastante diario y poco de trabajo, el consumo mixto rindió unos 11,1 litros cada 100 kilómetros.

Equipamiento y seguridad

En cuanto al confort, ofrece climatizador automático bizona y el el sistema multimedia Nissan Connect con pantalla táctil de 8 pulgadas, con navegador, USB, Bluetooth, compatible con Android Auto y Apple CarPlay y reconocimiento por voz de serie. Con respecto a la tecnología, la versión LE añade el sistema Around View Monitor con cuatro cámaras que dan una visión 360°.

Más en Minuto Motor: Mercedes-Benz canceló el proyecto de la pickup en Argentina

En el plano de seguridad, la opción tope de gama equipa seis airbags (dos en las restantes versiones), quinto apoyacabeza, ganchos isofix, sistema de frenos ABS con EBD y asistencia al frenado, controles de estabilidad y de tracción. La única contra es que el ESP solo tiene desconexión parcial y a veces molesta para el transito offroad. Por último, el auxilio es similar a los neumáticos que están calzados.

Conclusión

La Nissan Frontier es un producto que puede estar en el podio de los más vendidos. Su estética, características y equipamiento hacen que sea un producto muy completo. Tiene la ventaja de ser Nissan que es una marca reconocida en el país, pero asimismo tiene la desventaja de haber entrado tarde a un segmento donde ya están asentados la Toyota Hilux, la Volkswagen Amarok y la Ford Ranger.

Tiene una buena capacidad offroad. Foto: Nissan

Por ahí a los modelos entrada de gama le falta un poco de equipamiento para ser competitivos pero la versión LE (la más completa) no tiene nada que envidiarles a sus competidores. En este tipo de modelos, donde la compra es más para el uso lúdico que para el trabajo, el cliente seguramente eligirá por confort y estética.

Su precio es de $1.758.600-.

Deja un comentario