Fiat

Test: Fiat 500 Abarth 595 Turismo

Aspecto deportivo, un motor potente y un estilo único caracterizan al modelo más picante de la gama de Fiat en Argentina.

El Fiat 500 Abarth 595 es un vehículo para unos pocos. Supongo que no hay una sola persona que, sin intenciones, compre uno de estos modelos. Este pequeñín rabioso está pensado y desarrollo exclusivamente para sus clientes. Es incomodo, no tiene confort de marcha y el espacio es ultra reducido. Totalmente descartado para sus “no” enamorados.

Ahora voy a empezar al revés. El 500 Abarth 595 es perfecto. El amante de la línea Abarth de los modelos italianos se va a deslumbrar con su auto. Picante, rabioso, puro estilo y una sensación única de estar al volante de un pequeño modelo de carrera.

Más en Minuto Motor: Mirá todos nuestros test en este link

Entonces… ¿Alguna vez buscaste un 500 Abarth? Conocelo porque seguramente es el auto que querés. ¿Te ofrecieron un 500 Abarth? Pensalo porque probablemente no encuentres las características que estás buscando.

Fiat 500 Abarth 595 Turismo
Se vende en Argentina en una única versión. Foto: Fiat

Acá la opinión de un periodista que le gustan los autos de carrera pero que se está poniendo viejo y ya piensa un poco más en el confort que en el acelerador.

Exterior

Si lo querés resumir el Abarth es un 500 más deportivo. Entrando en detalles este 595 Turismo tiene algunos pequeños cambios con respecto al modelo anterior como la trompa un poco más deportiva con unos paragolpes con nuevo diseño. Es más radical con tomas de aire más grandes y faldones en todos los rincones.

Más en Minuto Motor: Recall para el Fiat Argo y el Fiat Cronos

La parte trasera también se diferencia a su antecesor con ópticas circulares, luces antiniebla en los paragolpes y un difusor más grande. Tiene luces delanteras de Xenón, las llantas de 17 pulgadas tienen un nuevo diseño y las pinzas de freno están pintadas en rojo. Para destacar la línea Abarth, este 500 tiene emblemas en la parte delantera, en los laterales y en el portón trasero.

Fiat 500 Abarth 595 Turismo
Tiene un motor de 165 caballos. Foto: Fiat

La estética es uno de los puntos más fuertes de este modelo. Tiene una línea que llama la atención y que más de uno gira la cabeza para verlo pasar. Es un 500 pero que no pasa desapercibido. Si buscas privacidad… buscate otro auto.

Interior

Un auto de calle transformado a un modelo de competición. La oración podría ser similar en orden invertido. Un vehículo de carrera transformado en un auto citadino. La estética y la configuración del instrumental y la consola central son similares a lo que muestra el 500 convencional.

Las diferencias comienzan en la butacas. Este Abarth 595 Turismo cuenta con dos Sabelt que están tapizadas en cuero y Alcántara y tiene un revestimiento en fibra de carbono. No son cómodas y la posición (del conductor) sólo se puede ajustar en altura. No tenés confort pero te puedo asegurar que doblando a alta velocidad no te movés ni un milímetro de tu posición de manejo. En definitiva, son butacas de competición. Los pasajeros traseros tiene poco espacio y la entrada es bastante ajustada. Recomiendo solo dos personas por cada 500 Abarth.

Fiat 500 Abarth 595 Turismo
El interior es totalmente deportivo. Foto: Fiat

Al igual que el 500 convencional, el Abarth tiene una consola central tipo bandeja en el centro y una pantalla multimedia por encima de ella. Esta pantalla tiene siete pulgadas y el sistema UConnect de la marca italiana que aún no agregó ni Apple Car Play ni Android Auto. El sistema de audio si es diferente porque se ofrece con un Beats Hi-Fi con una gran calidad de sonido gracias al subwoofer que se encuentra en el pequeño baúl de 185 litros que no tiene rueda de auxilio.

Motor y confort de marcha

Si en motor tiene un 10 en confort de marcha tiene un 0. No hay ningún tipo de equilibrio porque el Abarth 595 Turismo es uno de los vehículos más duros que manejé en mis corta historia periodística. Llantas de bajo perfil, suspensión corta y dura y distancia entre ejes acotada. El resultado de esta combinación nunca puede ser confortable.

La primera impresión al volante es de alegría pero en solo un par de cuadras te empezás a replantear el uso citadino de este modelo. Ni te cuento cuando agarrás un lomo de burro sin darte cuenta. Se te caen los dientes. Lo mejor para manejar este Abarth es un circuito con todas las condiciones de seguridad. Ahí te vas a divertir.

Más en Minuto Motor: Así será el próximo SUV de Fiat

Resumida en números, la diversión pasa por la aceleración de 0 a 100 km/h en 7,4 segundos y la velocidad máxima de 218 km/h.

Para los entusiastas, el Abarth 595 Turismo tiene diferentes modos de manejo que modifican los reglajes. El modo Sport modifica la respuesta del acelerador para darle un poco más de torque y el escape suena mejor con un poco de ayuda del sistema de audio. Sin dudas esta variante está pensada para marcar presencia.

No hay confort de marcha pero si mucha potencia. Foto: Fiat

Su motorización es un turbo naftero de 1.4 litros que está desarrollado sobre la base del impulsor convencional del 500. Su potencia alcanza los 165 cv a unas 5.500 rpm y un torque de 230 Nm a 3.000 rpm. La única opción disponible en el país se asocia a una caja manual de cinco velocidades y tracción delantera.

El consumo en un ciclo mixto, usando de modelo convencional, alcanzó los 8,1 litros cada cien kilómetros.

Equipamiento y seguridad

En cuanto a confort, suma alarma con comando a distancia con apertura y cierre de puertas, asiento trasero rebatible 50/50 con apoyacabezas regulables, climatizador automático, dirección asistida eléctrica DualdriveTM con función Sport , espejo retrovisor electrocrómico, GSI (Gear Shift Indicator), techo solar eléctrico “Sky Dome” y volante de cuero Abarth regulable en altura.

El sistema de seguridad equipa siete airbags, anclajes Isofix, frenos ABS con EBD, frenos a disco en las cuatro ruedas, control de tracción, asistencia al arranque en pendiente y control de transferencia de torque.

Fiat 500 Abarth 595 Turismo
Un auto para unos pocos Foto: Fiat

Conclusión

Como dije al principio, el Fiat 500 Abarth 595 Turismo es un modelo para pocos. Si querés un 500 Abarth, no lo vas a encontrar ningún defecto. No es una compra racional sino una con el corazón. No hay confort de marcha ni espacio para una familia. Hay motor y estética.

A vos te hablo.. Soltero codiciado y amante de los autos. Comprate este auto que no te vas a arrepentir. Eso sí, te vas a tener que gastar tus ahorros. Cuesta $1.131.600.

3 replies »

Deja un comentario