Interés General

Hace 40 años salía la Renault Fuego

El inicio de producción de esta icónica coupé comenzó el 25 de julio de 1982. La marca del rombo celebró las cuatro décadas de la Fuego en la planta de Santa Isabel.

La Renault Fuego fue siempre uno de los vehículos más deseados de la Argentina. En diez años se fabricaron 19.952 unidades y, hasta el día de hoy, es un modelo muy buscado.

Por eso, al cumplirse 40 años del inicio de la producción de la coupé Fuego, Renault Argentina le rindió un justo homenaje a un vehículo que trasciende las épocas.

El 3 de abril de 1988, el piloto multicampeón Juan María Traverso ganó la carrera del TC200 de General Roca (Río Negro) con una coupé Fuego envuelta en llamas.

La Fábrica Santa Isabel, Córdoba, fue una vez más epicentro de un momento histórico para la marca del rombo. En un encuentro reducido, se celebró el 40° Aniversario de fabricación nacional de la Renault Fuego, un vehículo que marcó una época de los argentinos no solo revolucionando a la movilidad urbana, sino también logrando grandes hazañas en el automovilismo local de la mano de máximas figuras del deporte motor de nuestro país.

Más en Minuto Moto: Renault aumenta su producción

El evento contó con dos invitados estelares, Juan María Traverso, expiloto y múltiple campeón argentino de automovilisnmo y Oreste Berta, quienes compartieron un panel moderado por Raúl Barceló, periodista especializado en automovilismo y relator de la mítica hazaña bajo la cual Traverso se consagró campeón del TC2000 en 1988, cruzando la meta con su Fuego en llamas.

El panel se completó con la participación del presidente y director general de Renault Argentina, Pablo Sibilla, quien afirmó: “Es un orgullo para poder rendir este homenaje a un vehículo que marcó una época en la vida de muchos argentinos. Y me emociona aún más poder hacerlo en nuestra propia casa y con tamañas figuras de nuestro país, y disfrutarlo junto a fanáticos y a excolaboradores de la fábrica que trabajaron en esa época dorada. Sin dudas, es una experiencia sin precedentes”.

La llegada de la Renault fuego coincidió con el fin de la producción del emblemático Torino. Si bien no pudo igualar los laureles del “Toro”, la Fuego se ganó un lugar destacado en la historia automotriz local y eso, nadie puede dudarlo.

Deja un comentario