Chrsyler

No habrá Sevel del siglo XXI… por ahora

Peugeot le había planteado a Fiat una fusión fuera de Europa, pero la marca italiana decidió seguir con su rumbo independiente.

En la historia de la industria automotriz argentina Sevel tiene un capítulo propio. La fusión entre Fiat y Peugeot estuvo operativa desde 1980 hasta 1996 y produjo recordados vehículos como el 128, el Regatta, el 147, de la marca italiana y los 405, 505, de la firma francesa, por nombrar algunos. La sociedad, cuyo hombre fuerte fue Franco Macri, el fallecido padre del actual presidente de la Nación, quien a su vez era el CEO de la empresa, se disolvió en condiciones no muy prolijas. Sus directivos fueron acusados por contrabando de autopartes, estafa al Estado y de perjudicar a los trabajadores.

Mauricio Macri, que fue presidente de Sevel Argentina, volvió a la planta de El Palomar para su reinauguración en 2017, ahora como primer mandatario de la Nación.


Pasaron 23 años de la desaparición de Sevel, pero Peugeot buscó nuevamente a Fiat para comenzar trabajos conjuntos. La casa Italiana declinó la propuesta.
Las razones fueron que el grupo PSA quiere disminuir los riesgos financieros fuera de Francia, donde le va muy bien. El casi nulo caudal de ventas en Brasil, y la poca participación en Estados Unidos, motivaron a la automotriz francesa a buscar un socio rentable en esos mercados. Fiat, ahora grupo FCA, era ideal, ya que es fuerte en Brasil y tiene buen shearing en América del Norte gracias a sus marcas Chrysler, Dodge, RAM y Jeep.

Mike Manley, Ceo de FCA
El CEO de FCA, Mike Manley, afirmó que el grupo que dirige tiene un futuro independiente.


Pero finalmente, la compañía propiedad de la familia Anelli declinó la propuesta. Si bien en un principio se había entornado una puerta cuando el CEO de FCA, Mike Manley, aseguró “estar listos para cualquier acuerdo que haga a Fiat más fuerte”, en los últimos días afirmó: “Tenemos un futuro independiente”.
Esa independencia es la que FCA intentará aprovechar al tiempo que PSA (Peugeot, Citroën, DS y Opel) deberá encontrar otro socio para crecer en América. La otra opción parecería ser Chevrolet.

Deja un comentario